La estimulación cerebral es tan simple como un barco de papel

Hace un par de días, aprovechando esta temporada de fiestas (y de supuesto descanso), hice mi visita acostumbrada a uno de mis amigos millonarios.

Entre las conversaciones que tuvimos, surgió el tema de los teléfonos inteligentes y la poca inteligencia del que los posee.

Por cierto, él no tiene teléfono celular.

Parecería que los padres están enfocados en darles cuanto aparato tecnológico aparezca a sus hijos, sin importarles si les hace un bien o un mal.

Posiblemente hayas leído o escuchado que muchos de los millonarios tecnológicos envían a sus hijos a escuelas donde la tecnología es obsoleta, esto sucede porque quieren la mejor educación para sus hijos, que no incluye la tecnología.

La tecnología es una herramienta, como un martillo. Si usas todo el tiempo un martillo, estás mal, porque sólo lo debes utilizar cuando la ocasión lo amerite, no todo el tiempo.

Sería absurdo que en lugar de usar un desarmador para apretar un tornillo, uses un martillo… ¡pero es lo que sucede con la tecnología!

La mayoría de personas quiere que su teléfono celular le resuelva la vida.

Si está esperando, saca su teléfono celular, si está conversando con alguien, saca su teléfono para tener tema de conversación, si está haciendo ejercicio, ¡tiene su teléfono en su mano!

Estamos ante un mundo cada vez más conectado, pero en lugar de ser benéfico, está siendo contraproducente.

Las personas están perdiendo habilidades básicas para tener éxito.

Por eso, con mi amigo, nos preocupaba esto que se está viviendo.

No nos preocupa por nosotros, sino por nuestros hijos, que queremos que sean mejores que nosotros, por eso, los estamos educando “a la antigua”.

A mi pequeño de dos años, le estoy permitiendo jugar con:

  • Una motocicleta de juguete, para montarla, de tracción humana, es decir, él tiene que empujarla, controlarla, frenar con sus pies, etc.
  • Sombras. Ha aprendido a usar sus dedos para proyectar sombras en una fuente de luz, así nos hemos divertido bastante (yo le hago figuras, él juega con ellas, él comienza a realizar figuras).
  • Tierra. Le permitimos que se ensucie y juegue con la tierra.
  • Caballos de madera. Un simple palo con una cabeza de caballo.

Entre muchos juguetes simples…. Como un simple barco de papel o un avión de papel.

El objetivo es simple: estimular su cerebro con actividades simples, que en cualquier lugar pueda realizar, sin necesidad de tecnología.

Él tiene que comprender que la tecnología es una herramienta, no es un fin.

Así solucionará muchos de sus problemas sin necesidad de complicarse tanto.

Los millonarios queremos que nuestros hijos no dependan de la tecnología; queremos que estimulen su cerebro para que encuentren soluciones prácticas a sus problemas.

Por eso estamos enfocados en estimular su cerebro de la forma antigua, que ha mostrado ser eficiente.

Estimular el cerebro de tu hijo es simple, no lo arruines regalándole tecnología.


conquista-miedo-cdEstimula tu cerebro con este audio.

Conquista tu miedo es un audio que estimula tu cerebro para controlar tus temores. Con sólo escucharlo estimularás a tu cerebro para tener el control. Conoce más de él, haciendo clic aquí.


 

About the author

Juan Antonio Guerrero Cañongo

Juan Antonio Guerrero Cañongo

Emprendedor Experimental, Growth Hacker y Escritor. Autor de 34 BestSellers, publicados por editoriales de España, Estados Unidos y México, y disponibles en todo el mundo.

View all posts